22 de abril de 2024 3:29 am
SAN SALVADOR DE JUJUY CLIMA

CIRCULAR INFO

Cada 8 horas muere una persona en Argentina de tuberculosis

La tuberculosis es una enfermedad en Argentina que podría estar erradicada por existir una vacuna que la previene. Pero estimaciones del Ministerio de Salud indican que afecta a más de 10.000 argentinos. Se trata de una epidemia mundial que puede ser mortal.

Se trata de una enfermedad infectocontagiosa, prevenible y curable, causada por una micobacteria conocida como Bacilo de Koch y denominada Mycobacterium tuberculosis.

La forma más común es la tuberculosis pulmonar, aunque puede atacar a otros órganos. Estas formas de tuberculosis, llamadas extrapulmonares, son más graves y pueden producir artritis, meningitis, osteomielitis, y otras complicaciones.

En el marco del Día Mundial de la Tuberculosis, en Argentina cada 8 horas muere una persona por este motivo, a pesar de los alcances que se han tenido en la respuesta a la Tuberculosis (TB), que es 100% curable.

“La tuberculosis existe, y aproximadamente cada 8 horas muere una persona en Argentina. Aunque existen los tratamientos y son gratuitos, lamentablemente no todas las personas acceden a los mismos. Muchas veces por falta de información o por barreras en el acceso al servicio de salud”, precisó el doctor Miguel Pedrola, Director científico para LATAM y el Caribe de AHF (AIDS Healthcare Foundation).

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, 1.3 millones de personas murieron por esta causa en 2022, incluidas 167.000 personas que vivían con VIH. Sobre este punto, la Tuberculosis es una de las principales causas de muerte entre las personas con VIH ya que en conjunto aceleran su evolución; por lo que acceder al tratamiento adecuado de manera oportuna es fundamental para detener su avance.

Para reducir las muertes por Tuberculosis, la OMS recomienda adoptar un enfoque basado en 12 componentes para las actividades colaborativas contra la tuberculosis y el VIH, incluidas las medidas de prevención y tratamiento de la infección y la enfermedad.

“El mundo está pensando en terminar con la Tuberculosis mientras que todavía en Argentina estamos dando los primeros pasos en el recorrido”, señala Pedrola.

En 2022, la tasa de incidencia de la TB en la región de las Américas fue de 31 casos por cada 100.000 habitantes, esto es un crecimiento del 13% comparado con la línea base de 2015 que era de 27.5 casos. Según estimaciones de la OMS, las muertes por TB también aumentaron 40% en el mismo periodo: en 2022 fallecieron unas 35,000 personas equivalente a 3.4 por 100.000 habitantes, de las cuales 11,200 (31%) de personas viviendo con VIH.

Los avances son pocos y no sostenidos. Aunque aumentó el porcentaje de casos diagnosticados mediante pruebas rápidas recomendadas por la OMS, de 13% a 40% (de 2015 a 2022), la cobertura de tratamiento anti-TB disminuyó de 81% a 74%. Además, la tasa general de éxito en el tratamiento cayó del 76% al 72%. Y la tasa general de letalidad de la TB en la región aumento del 7% de los casos al 9%.

Una de las principales barreras para la erradicación de la Tuberculosis es lo largo de los tratamientos con medicamentos tradicionales, como la Rifampicina y la Isoniacida, que puede demorar hasta 9 meses en completarse.

En el caso de Tuberculosis multidrogorresistente puede incluir inyecciones dolorosas diariamente y periodos de curación de hasta 2 años, por lo que AIDS Healthcare Foundation se une a la voz de la Organización Mundial de la Salud para que los gobiernos tomen acción para adoptar los tratamientos cortos, que eleven la tasa de curación de las personas.

La detección temprana es una de las principales herramientas para combatir esta enfermedad, tanto el diagnóstico como el tratamiento de la tuberculosis son gratuitos en todos los centros de salud y hospitales públicos de nuestro país.

¿Cómo prevenir el contagio de tuberculosis?

Controlar a las personas que conviven o son contactos frecuentes de la persona con tuberculosis

Tomar los medicamentos como indique el equipo de salud.

Acompañar y apoyar a la persona con tuberculosis para que finalice su tratamiento

Usar barbijo durante el período que dure la enfermedad

Al toser o estornudar cubrirse la boca con el pliegue interno del brazo o un pañuelo desechable.

Mantener la higiene personal y del hogar.

Iluminar y ventilar los ambientes de la casa, escuela, trabajo, club, medios de transporte, etc.

El Ministerio de Salud de la Nación destaca cuatro ítems cuyo conocimiento es clave para el control de esta enfermedad:

La tuberculosis tiene cura, sobre todo si su detección es temprana y el tratamiento es adecuado.

Es fundamental la aplicación de la vacuna BCG al nacer, como única dosis en la vida, para evitar la aparición de formas graves como meningitis por tuberculosis. No previene la enfermedad, sino solo las formas graves en los pacientes más vulnerables como los niños y recién nacidos.

Todo paciente tratado correctamente no contagia. Por ello es muy importante la consulta temprana y el diagnóstico precoz por el servicio de salud, así como el cumplimiento total del tratamiento, que dura como mínimo 6 meses (según cada caso).

La tuberculosis no está erradicada ya que continúa siendo un problema de salud pública para la Argentina, con una notificación anual que supera los 10.000 casos y cerca de 700 muertes por esta enfermedad (698 casos letales durante el año 2009).

Fuente: Infobae