16 de abril de 2024 2:57 pm
SAN SALVADOR DE JUJUY CLIMA

CIRCULAR INFO

Uno de cada cuatro desocupados tiene estudios universitarios

Las tasas de desocupación llegó en 2023 al valor más bajo de los últimos cinco años, pero aún así hay más de un 870 mil personas (entre los 31 principales aglomerados urbanos) que están buscando activamente un empleo y no pueden conseguirlo. Entre ellos, uno de cada cuatro tiene estudios universitarios, ya sea terminados o en curso.

Según un informe publicado por el Ministerio de Trabajo de la Nación, en base a datos de Indec, del total de desocupados que hay en el país, el 31,5% tiene formación terciaria.

En total, detalla el organismo, hay 872.119 desocupados en las principales ciudades argentinas. Entre ellos, 119.945 llegaron hasta la educación primaria y 466.651 cursaron al menos un año del secundario. Los 275.150 desocupados restantes se dividen entre universitarios con y sin título.

Un dato llamativo, es que entre los universitarios sin trabajo, la mayoría son mujeres. En total, hay 168.704 desocupadas, contra 106.446 hombres con educación terciaria sin empleo.

Cuántos ocupados universitarios hay

Mirando la otra cara de la moneda se ve una situación diferente. Si bien hay muchos desocupados que tienen estudios universitarios, los trabajadores con educación terciaria también tienen alta presencia en la población ocupada.

De acuerdo a las estadísticas presentadas por el Ministerio de Trabajo de la Nación, entre los 31 aglomerados urbanos hay 13.108.000 personas con trabajo, de las cuales el 39,3% tienen estudios universitarios (5.146.000 personas). A ellos se suman 6.101.000 personas con educación secundaria (46,5%) y 1.860.000 con educación primaria completa o incompleta (14,2% del total).

Entre los ocupados con estudios universitarios, el 54,5% son mujeres y el 45,5% son hombres.

No obstante, hay otro dato negativo y es que los universitarios también están seriamente afectados por el trabajo informal. De acuerdo a los datos oficiales relevados por Nación, en todo el país hay 3.565.557 asalariados en negro y muchos de ellos tienen educación terciaria.

Son en total 834.263 los asalariados que se encuentran en la informalidad y tienen estudios universitarios. Una vez más, la gran mayoría son mujeres (501.310) y el resto son hombres (332.952).

Alta competencia en el mercado

Según la Encuesta Permanente de Hogares del Indec, el 14,8% de la población urbana económicamente activa son ocupados demandantes de empleo. Esto quiere decir que, aunque tienen trabajo, están activamente buscando otro, ya sea para acceder a una segunda fuente de ingresos o para reemplazar el empleo que tienen en la actualidad. Entre ellos, casi la mitad (45,9%) son además subocupados, lo que indica que trabajan menos de 35 horas semanales.

En detalle, si se toma la población total urbana (no sólo los 31 principales aglomerados) en Argentina hay 1.086.000 desocupados y 2.975.000 ocupados demandantes (1.367.000 de ellos son subocupados). En total, entonces, hay 4.061.000 personas que están buscando trabajo.

Claro que la misión de conseguir un empleo no es fácil. Según un estudio realizado por Bumeran, sólo el 65% de los especialistas en recursos humanos tiene planificado contratar nuevos empleados en 2024. Si bien parece un número alto, se trata del valor más bajo registrado por la consultora en los últimos tres años. En 2022, el 71% de los expertos en Recursos Humanos planeaba contratar nuevos talentos; mientras que en 2021 el 75% tenía intenciones claras de sumar nuevos trabajadores.

Eso significa que en el transcurso de dos años se perdieron diez puntos porcentuales de intención de contratación. Entre quienes planean aumentar la plantilla en Argentina, el 32% proyecta incrementarla un 10%; el 26% considera hacerlo un 5%; y el 15% planifica ampliarla un 15%.

En cuanto a la reducción de la plantilla, un 28% de los expertos en Recursos Humanos reconoció que está planificando despedir personal. ¿De qué magnitud serían las reducciones de la plantilla en Argentina? El 33% de las organizaciones la disminuiría un 20%; otro 33% planea achicarla un 5%; el 22% lo haría de más del 30%; y el 11% la implementaría en un 30%.

Fuente: Infobae