17 de abril de 2024 10:43 pm
SAN SALVADOR DE JUJUY CLIMA

CIRCULAR INFO

Cuáles son las provincias que más cobran por Ingresos Brutos y los impuestos Inmobiliario y Automotor

De acuerdo a datos del economista Fernando Marull, el impuesto por Ingresos Brutos por habitante en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires alcanzó los $789.783. Le siguieron Neuquén con $503.244 y Tierra del Fuego con $300.583.

En cuanto al Impuesto Automotor, lidera el ranking Tierra del Fuego con $89.370 por habitante, mientras que por debajo se ubica CABA con $46.018 y Chaco, $25.546.

Las provincias que más Impuesto Inmobiliario cobran son La Pampa ($34.381), y Entre Ríos ($25.986). Si bien la Provincia de Buenos Aires suele ser la más criticada por estos tributos, no es la que mayor presión ejerce por habitante. En el caso del Impuesto Inmobiliario se encuentra en el tercer lugar de ranking.

Por caso, respecto al Impuesto Automotor, las patentes en la provincia de Buenos Aires llegaron con subas de hasta el 288% en marzo, luego de que en diciembre pasado se aprobara la Ley Impositiva para este año, que envió el gobernador Axel Kicillof a la Legislatura bonaerense. Además, el impuesto inmobiliario en el distrito aumentó un 20% a partir de abril.

Por otra parte, de acuerdo a una encuesta de KPMG a 58 gerentes o jefes de las áreas de finanzas (CFOs) y especialistas impositivos de empresas medianas y grandes de todo el país, la provincia de Buenos Aires sigue encabezando la lista de la presión fiscal que incidiría en la determinación de los precios de productos y servicios.

Cabe recordar que a principios de este año, ARBA cobró a empresas un anticipo adicional de Ingresos Brutos para recaudar $155.000 millones, un monto equivalente a cuatro veces el importe del anticipo de octubre de 2023.

En general, para el 53,45% de los consultados por KPMG Ingresos Brutos fue el impuesto que más impacto tuvo en los precios de los productos y servicios en 2023, lo que representa un aumento con relación a la encuesta realizada en 2022 (51,79%). Se trata de un impuesto de nivel provincial y que se aplica sobre la facturación bruta de cada etapa del proceso productivo, por lo que tiene un “efecto cascada” muy superior a la alícuota aplicada, distorsionando la asignación de recursos.

Al interior, un 78% señaló al Impuesto PAIS, 11% a los Derechos de Exportación y 11% a las Tasas Municipales. Continúa Impuesto a los Débitos y Créditos con 12,07%; Impuesto a las Ganancias, 10,34% y el Impuesto al Valor Agregado, 8,62 por ciento.

En lo que respecta a incentivos impositivos, el 82,76% dijo que las medidas impositivas no son efectivas para el desarrollo de la actividad industrial; un 82,76% que tampoco lo son para la inclusión financiera; y un 79,31% que no favorecen a las exportaciones. Solo la industria del conocimiento tuvo un porcentaje alto positivo con el 63,79%.

Caída de la recaudación

Más allá de la presión fiscal, la caída de la recaudación tributaria por la recesión económica está golpeando fuerte a las provincias, cuyas cajas ya se vieron erosionadas por la eliminación de la cuarta categoría del impuesto a las Ganancias y el recorte de transferencias por parte del gobierno nacional.

De acuerdo al Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF), en marzo la recaudación del IVA cayó entre 18% y 19% en términos reales. “En relación a febrero, la recaudación conjunta de IVA y Ganancias (que representa el 54% de la recaudación nacional total) habría descendido un 11,6% en términos reales. Esta caída habría estado por encima del promedio de los últimos 5 años (-2,2%)”, señaló el informe.

Fuente: Infobae